Más parecidas que diferentes

Marzo de 2016Liahona 03 2016
Más parecidas que diferentes
Linda K. Burton
Relief Society General President

A medida que las mujeres jóvenes pasan a la Sociedad de Socorro y las hermanas les dan la bienvenida, ambos grupos descubren rápidamente que tienen mucho en común.

Durante una actividad conjunta de las Mujeres Jóvenes y la Sociedad de Socorro, se pidió a una joven Laurel que tenía dieciocho años y a una mujer de 81 años de edad, que hablaran de la primera vez que salieron con un joven. “Ambas estaban felizmente sorprendidas al enterarse de las similitudes que había entre dos experiencias que tenían décadas de por medio”1. Descubrieron que tenían más en común de lo que pensaron.

older sister and younger sisterEl avanzar de las Mujeres Jóvenes a la Sociedad de Socorro a veces puede parecer intimidante y, en ocasiones, incluso atemorizante. Las mujeres jóvenes tal vez se hagan esta pregunta: “¿Tengo algo en común con esas mujeres mayores? ¿Hay un lugar para mí en la Sociedad de Socorro?”2.

¡La respuesta a esas preguntas es un rotundo sí! Al igual que las dos mujeres en la historia que se mencionó, es posible que ustedes se den cuenta de que tienen más en común unas con otras de lo que pensaron; y “sí”, hay un lugar para ustedes en la Sociedad de Socorro. Pero, al igual que en toda transición en la vida de una etapa a la otra, tenemos que trabajar juntas para lograr el éxito.

Mujeres Jóvenes

Por Bonnie L. Oscarson
Presidenta General de las Mujeres Jóvenes

Les prometo, mujeres jóvenes, que al hacer el esfuerzo para llegar a conocer a las hermanas de su barrio, ellas bendecirán su vida y ustedes serán una bendición para ellas. Participen de lleno desde el principio y den a conocer que están listas para ser miembros activas de una de las organizaciones de mujeres más antigua y más grande del mundo. Ustedes son una parte esencial de la obra de salvación en los últimos días y, como hijas del Padre Celestial que guardan sus convenios, ustedes están listas para hacer su parte en la edificación del Reino de Dios sobre la tierra. Prepárense para experimentar algo maravilloso.

¿Qué pueden hacer las Laureles de dieciocho años?

Al mirar alrededor del salón lleno de hermanas de todas las edades en la Sociedad de Socorro, pregúntense lo siguiente: “¿Qué puedo aprender de estas mujeres extraordinarias?”. Al abrir la mente y el corazón, se sorprenderán de las amistades que harán con las hermanas que son mayores que ustedes pero que tienen mucho que compartir en lo que respecta a experiencia y sabiduría.

¿Qué pueden hacer las líderes de las Mujeres Jóvenes?

Su actitud con respecto a ser miembros activas de la Sociedad de Socorro puede influir enormemente en cómo las jóvenes de sus clases se sientan al respecto. Pueden compartir experiencias personales que muestren cómo han sido bendecidas o cómo otras personas han sido bendecidas al participar en la Sociedad de Socorro. Ustedes deben animar y ayudar a las Laureles de dieciocho años a realizar la transición con gozo a la Sociedad de Socorro.

Sociedad de Socorro

Por Linda K. Burton
Presidenta General de la Sociedad de Socorro

En calidad de hermanas de la Sociedad de Socorro, ¿cómo pueden guiar a las “hermanas nuevas” para que tengan éxito en la parte esencial de la obra de salvación que nos corresponde? Pueden ayudarlas a entender que son parte vital de la obra sagrada en el Reino de Dios. El compartir el libro o el vínculo en línea deHijas en Mi reino puede ser útil para describir nuestra obra sagrada en la Sociedad de Socorro.

Pueden entrelazar los brazos con las mujeres jóvenes y abrir su corazón a ellas a medida que nos preparamos juntas para las bendiciones de la vida eterna. Pueden ampliar sus círculos a fin de incluir a las mujeres jóvenes; al hacerlo, estarán cumpliendo la voluntad de Lucy Mack Smith para con sus primeras hermanas de la Sociedad de Socorro: “Debemos atesorarnos unas a otras, velar unas por otras, consolarnos unas a otras y adquirir conocimiento a fin de que todas nos sentemos juntas en el cielo”3.

¿Qué pueden hacer las líderes y las hermanas de la Sociedad de Socorro?

Reconocer que esas jovencitas traen consigo talentos, dones y un afán de compartir con los demás. Asegúrense de que cuando las jóvenes ingresen en la Sociedad de Socorro, tengan una amiga con quien sentarse. Bríndenles oportunidades de agregar su chispa de entusiasmo a la Sociedad de Socorro. Tengan en cuenta que ustedes no solo tienen una poderosa influencia en esas hermanas más jóvenes, sino que también ellas pueden ser ejemplos de bondad para ustedes. Si enseñan lecciones de la Sociedad de Socorro, asegúrense de incluir situaciones que abarquen los grupos de todas las edades de quienes enseñen, no solo de las madres. A las mujeres jóvenes se les pueden brindar oportunidades de enseñar en la Sociedad de Socorro. Tanto en el programa de las maestras visitantes y en las oportunidades de prestar servicio se podrían poner de compañeras a las hermanas más jóvenes con las hermanas mayores. Ustedes pueden ser una bendición y ayudar a eliminar las barreras de la edad.

Notas

1. Véase de Carole L. Clark, “Knit Together in Love”, Ensign, octubre de 1993, pág. 25.
2. Véase de Bonnie L. Oscarson, “Help Young Women Embrace Move to Relief Society”, Church News, agosto de 2014.
3. Lucy Mack Smith, en Hijas en Mi reino: La historia y la obra de la Sociedad de Socorro, 2011, pág. 29.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Sin categoría y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s